Cualquier empresa, pyme, autónomo, debería de tener presencia en Redes Sociales. Debería de ser una obligación más que una opción, y siempre de manos de un experto en social media.